PASION POR LOS POMERANIAS

PASION POR LOS POMERANIAS

Sin título-1Los Pomeranias son mi pasión, mi alegría y en ocasiones mi dolor. Mi vida es estar rodeada de pomes.
Mis hijos los disfrutan y los sufren conmigo; mi esposo me acompaña a la par… soy afortunada de tener el apoyo de mi familia, a veces a la fuerza.
Es difícil el camino de conciliar una carrera profesional (gerente de administración y finanzas de exportadora de cereales), criar hijos y a eso sumarles como hobby la cría de pomeranias y además participar activamente en las exposiciones caninas nacionales e internacionales. Es un combo sacrificado, no hay descanso, se trabaja de lunes a lunes.
Vengo de una familia italiana amante de los animales, pero no criadores. Desde pequeña tuvimos en casa ovejeros alemanes y pekineses; algunos hijos de ejemplares de exposición pero en ese momento no estábamos inmersos en el mundo cinófilo. Esas mascotas de mi infancia fueron las que me acompañaron durante toda mi niñez y adolescencia y desarrollaron mi amor hacia los animales tanto de raza como mestizos, es así que también colaboramos con perritos de la calle.

Conocí la raza Pomerania de pequeña, una tía mía tenía un Pomerania de los de antes, con hocico largo, fue de los primeros llegados a Argentina con la inmigración italiana de los años 50 y 60. La ilusión de poder criar pudo hacerse realidad sólo cuando habiendo formado una familia propia decidimos con mi esposo avanzar con mi proyecto pendiente. Cuando decidimos arrancar con la cría primero había que formarse. Investigué durante más de un año sobre las razas que eran de mi interés, sus problemas y principales criaderos, no solo de Argentina sino de todo el mundo. La expresión de los pomeranias y su cara de osito hicieron a la raza irresistible.
Decidida por los pomeranias comencé a capacitarme en todo lo que estuviera a mi alcance. En 2006 atendí en forma presencial el curso para juez de grupo V dictado en FCA (Federación Cinológica Argentina). Durante el año 2007 y 2008 hice el curso de adiestramiento de 2 años de cursada dictado en Facultad de Ciencias Veterinarias de UBA, graduándome allí de “adiestrador canino profesional” en 2008 y obteniendo además examen internacional de obediencia llamado BH con mi Pomerania Niguiri. Allí aprendí muchos temas que me sirvieron de base para armar mi criadero: adiestramiento, genética, reproducción, sanidad, técnicas de animales de asistencia, búsqueda y rescate, entre otros.
También en 2007 hice un seminario de ring belga y otro curso de genética canina en FCA al que le siguieron varios cursos durante los años siguientes. Por otro lado también comencé a frecuentar exposiciones en Argentina y del mundo como Westminster en EEUU y los WDS world dog shows anuales que van migrando de país en país año tras año.

En lo que respecta a cómo compramos nuestros primeros pomeranias los reservamos con un año de anticipación, queríamos bebes de determinados padres y líneas de sangre y es así que los fuimos a retirar a North Carolina a principios de 2007. En Argentina habíamos visitado el criadero Del panades en 2006, ellos tenían lindos ejemplares en esa época. Si bien no compramos ningún ejemplar, ellos eran referentes de la raza en ese momento en Sin título-4Argentina.
Me hubiese gustado tener un mentor en este mundo de la cinofilia pero lamentablemente no lo he tenido por lo que me fui haciendo paso al andar con aciertos y errores. Lo que más se acercó a mi mentor fue el criador Ken Griffth, Lenette Poms, de North Carolina, con más de 60 años de trayectoria, a quien le compre mis primeros 3 pomeranias (Sushi, Niguiri y Maki). A él le preguntaba permanentemente sobre los problemas de la raza, las líneas de sangre y las mejores prácticas de sanidad. Lenette me abrió las puertas de su casa y mantuvimos una relación muy cálida por más de 10 años hasta que el falleció.

Algo común es que los criadores reconocidos no venden a principiantes buenos ejemplares, por lo que es difícil conseguir algo excelente de inicio. Sin embargo, de a poco nos fuimos ganando la confianza de algunos criadores del exterior muy reconocidos y con mucha experiencia, con los que entablamos una amistad duradera y con los que hoy seguimos viéndonos en exposiciones internacionales. Para criadores, esas exposiciones internacionales son un lindo lugar para ver a muchos de los mejores ejemplares de distintos partes del planeta y para encontrarse con todos los criadores en un solo lugar.

SHOWS CANINOS
Mostrar nuestros pomeranias en shows caninos fue una decisión que se fue haciendo una necesidad. Por qué? Para poder medir si estábamos en la dirección correcta en nuestro modelo de cría, necesitábamos medirnos y compararnos y esto se logra en parte capacitándose y en parte participando en shows, ya que jueces de distintas partes del mundo evalúan los ejemplares, su temperamento, movimiento, estructura, tipicidad y belleza en los shows caninos, y es allí en donde uno se mide si está en el camino correcto, no me refiero a criar sólo para obtener cucardas, copas y títulos sino que ir a las exposiciones y observar ejemplares permanentemente agudiza el ojo de criador. Por ello desde 2010 nuestro criadero ha participado activamente en las exposiciones caninas en Argentina, países latinoamericanos y en exposiciones internacionales.

Otro tema que nos obligó a meternos de lleno en las exposiciones fue porque somos tan obsesivos con el cuidado de nuestros pomes que preferimos llevarlos nosotros a pista, peluquearlos y handlearlos nosotros mismos a que los lleve otra persona. Dejarlo en manos de otro, implica riesgos en viajes y accidentes. También por necesidad económica los llevamos nosotros ya que no es barato asistir a una exposición, el criador debe afrontar muchos gastos, handling, peluquería, viáticos, inscripciones y hotel. No hay premios dinerarios, solo satisfacciones o desilusiones y aprendizaje.
Hoy no sólo exponemos ejemplares criados por nosotros sino también procuramos ayudar a otros criadores a mejorar su plan de cría, orientándolos cuando nos consultan sobre pedigrees o cuáles ejemplares seleccionar y cuáles no, así como también colaboramos para entrenar y presentar sus mejores ejemplares en exposiciones.
Asistir a una expo mundial en donde hay 300 pomeranias o una especializada de la raza (nationals) en EEUU con más de 320 pomeranias y obtener un premio es un orgullo para todo criador.

NUESTROS EJEMPLARES

Sin título-2Uno de nuestros principales orgullos nacidos en el criadero es nuestro Multi BPIS BJIS BIS BISS PATAGONIC BERNARD. Él tiene 5 años y obtuvo reservado de clase junior en la Mundial de Moscú 2016, obtuvo reservado de clase en las nacionales (especializada de la raza Pomerania) de EEUU 2016, en ambas exposiciones hubo más de 300 pomeranias. Tiene más de 20 colocaciones de Best in Show, más de 8 títulos en su haber, fue nro. 1 en el Ranking Argentina de raza Pomerania 2015 cachorro y nro. 1 joven, también fue nro. 1 en el Ranking Argentina Pomerania adulto 2016. Bernard es hijo de uno de nuestros poms fundadores, Arg Ch Patagonic Sushi of lenette, pesa 2 kg, tiene un movimiento fluido, carita de osito, patas gruesas y buenas angulaciones. En lo que respecta a su temperamento es arrogante y quiere ser el centro de atención, no tiene miedo a otros perros de ningún tipo. Mostrarlo desde los 3 meses de edad en las exposiciones fue un desafío y un orgullo. Sólo se muestra cuando él quiere y eso implicó trabajar con él diariamente durante su época de campaña. Él fue y es nuestro primer ejemplar con el que nos reconocieron criadores de todo el mundo por sus logros; ahora esta en casa haciendo vida familiar y es uno de nuestros studs más importantes.

BPISS PATAGONIC HENRY, hijo de Bernard y de nuestra hembra ya retirada, Intl. Ch. Latam, Ch. Jacindas Patagonic Kiki. Henry es naranja sable, Sin título-5hermosas expresiones, excelente pigmentación oscura, muy buen movimiento y excelente temperamento, siempre dispuesto a trabajar en pista.

Otro de nuestros ejemplares del que nos sentimos orgullosos, es nuestro Arg. Ch. Intl., Ch. Latam, Ch. FINCHS PATAGONIC CHIPPY, hijo del legendario Parker Pufpride Sweet Dreams, uno de los ejemplares más reconocidos en la historia de los pomeranias a nivel mundial con más de 100 hijos campeones en su haber, ganador de Westminster. Fuimos a buscar a Chippy a Indiana, EEUU en 2009, en 2010 falleció su padre parker. Nuestro Chippy es el típico Spitz en miniatura, aullador, color sable, manto abundante, movimiento excelente y un pedigree envidiable. Él fue nro. 1 Ranking 2013 Argentina y de él hemos tenido hermosos hijos campeones que residen en Argentina, EEUU, Europa y Chile. Ha dado producido ganador de ranking de la raza en Chile (Cooper).

Una de las hijas de Chippy, PATAGONIC HEIDI, Campeona Intl. Latinoamericana y Gran Ch. Arg. Es nro. 1 Pomerania hembra 2013 Ranking Argentino; ella es una de las hembras más lindas que hemos criado. Hoy tenemos quinta generación de pomeranias Patagonic descendientes de ella que son orgullo.
Uno de nuestros prometedores ejemplares es PATAGONIC OAKY de solo 9 meses de edad, ha ganado ya Best in Show puppy y Best in Show joven en Argentina; es quinta generación.

CRIAR POMERANIAS NO ES NADA FÁCIL.

*  A nuestros ejemplares de stud procuramos hacer exámenes de genética cuando viajamos a EEUU, pues no son de fácil acceso en Argentina. Les procuramos hacer OFA certificates en ojos, rotulas (patellas), cardiaco y tiroides. Es parte de la selección para criar mejores ejemplares.

* No tenemos más de 3 camadas al año, no tenemos tiempo para tener más bebes ni buscamos cantidad. Sólo tenemos algunos pocos como para seleccionar y mostrar en las exposiciones y los que no seleccionamos preferimos vayan a familias como mascota.

* Para seleccionar un bebé usamos la metodología de Hastings, considerando más de veinte variables en nuestra selección.Sin título-6

*  Mamás pequeñas usualmente van a cesárea. Los bebés nacen con un peso de entre 50 y 100 gramos. Son muy frágiles, hay mucha mortandad infantil, estómagos muy chiquitos que exigen asistir siempre cada 2 hs. en la alimentación. Imposibilidad de autorregulación de temperatura en las primeras semanas exige control exhaustivo de la temperatura ambiental. La sanidad del ambiente no es un tema menor y el síndrome de fadding puppies es moneda corriente, se apagan en días, por ello hay que estar atento a su evolución, midiendo también su peso diariamente hasta al menos los 60 / 90 días de edad como para ante cualquier inconveniente poder actuar de inmediato.

* El cuidado de los cachorros no es simple como en otras razas, mantenerlos por un tiempo prolongado bajo el sol o un exceso de gasto de energía por correr en un jardín o patio podría generar baja de glucosa y convulsiones indeseadas. En esa situación hay que suplementar de inmediato glucosa vía oral. Nunca hay que dejar los cachorros solos o desatendidos por un rato largo.

* Es importante socializarlos desde temprana edad sin forzar destete ni acelerar la vacunación. De 2 a 5 meses deben exponerse a ruidos y situaciones de calle para evitar problemas de comportamiento de adulto. Son muy apegados a su amo por lo que se recomienda que entable relación con varias personas y no con una única persona.

Alejandra Sarro 
Patagonic Kennel